15 ene. 2016

Cesta multiusos de lata

Qué útil resulta tener en casa cestos y cajas para tenerlo todo bien organizado. Si además conseguimos que sean bonitos y hechos por nosotros, mucho mejor. Así que, provechando que el fin de semana se presenta invernal y va a apetecer quedarse en casita, ¿por qué no enredar un poco y hacer estos cestos multiusos tan monos?.




No es nada complicado de hacer, lo que si nos puede resultar más dificil es encontrar una lata grande, muy grande...por ejemplo una de aceite.
Una vez tengamos la lata, con un abridor quitaremos la parte de arriba y lijaremos con lija gruesa de espuma para que los bordes no corten.




Con la lata ya preparada y limpia es momento de buscar unos tiradores para nuestro cesto. El material en principio nos da igual porque los vamos a pintar, pueden ser metálicos o de madera. En lo que si tenemos que fijarnos es si ya vienen con tornillo y rosca, o como en los del ejemplo necesitamos además unos remaches con rosca.




Ya elegido el modelo de tirador, señalamos la posición y con un taladro hacemos los agujeros por donde pasarán los remaches y los colocamos en su lugar.






Y llega la parte más divertida, pintar! Para que podamos hacerlo directamente sobre la lata sin usar imprimación lo mejor es usar Chalkpaint. Por si no la conocéis, este tipo de pintura se adhiere perfectamente a la mayoría de los soportes (cristal, madera, plástico, metal...), tiene un precioso acabado empolvado, es mate y, aunque depende de las marcas, viene en una gama de colores muy bonita. 
También podemos usar una pintura en spray, aunque yo la usaría mate. Creo que es justo ese efecto mate lo que le da más encanto al resultado por ser el acabado opuesto al brillo que suelen tener siempre las latas.



Me encanta el resultado, pienso que poniendo juntas varias de distintos tamaños tiene que quedar genial...habrá que probarlo. ¿Quién se anima?

¡Nos leemos!

Imágenes : Vía




No hay comentarios :

Publicar un comentario